Viajando como Thelma & Louise

¡Fika Fika Fika!

(Descanso sueco)

Desperté después de un par de horas antes de llegar al Högankustenbro, el puente más alto en Suecia. Aun estoy algo adormilado pero puedo sentir la piel de gallina mientras manejamos por el puente; parece el puente de San Francisco. Fredrick nos explica, como buen guía turístico, que el puente fue construido en 1997, que su altura es de 182 metros y se extiende por 1210 metros.
Nos detenemos en un autogrill para tomar café y un sándwich: ¡Fika, Fika! Cuando salgo del auto, solo usando shorts, me congelo: el frio es mortal; pero solo ver las caras de los suecos sorprendidos de ver fotos de un hombre usando shorts cuando la temperatura solo son 5°C vale la pena… ¡INESTIMABLE! ¡Qué ridículo soy!
Continuamos nuestro camino y estamos enfrente de un enorme MAX con banderas ondeando orgullosamente. La ciudad se llama Örnskönskwik, el lugar de nacimiento de Max. El que esta frente a nosotros es el primero de todos, antes de expandirse por toda Suecia para competir con el McDonald’s americano.
Los habitantes cuestión del gobierno del país están muy orgullosos de este restaurant de comida rápida que han prohibido ¡tanto McDonald’s como Burger King! Los imagino como campesinos medievales con horcas y palas quienes quieren protegerse del ¡‘’monstruo’’!
A parte de Max, Örnskönskwik (no tengo idea de cómo se pronuncia) es famoso por su equipo de hockey, el equipo ‘’Floppa’’ y su estadio, Pasamos rápidamente y luego paramos en otro autogrill. Al entrar Fredrick toma una canasta y , como Caperucita Roja, la llena de chocolate y otras chatarras como si fuera recojiendo flores para su abuela. Yo fui a los libros, periódicos y a la sección de CD’S y cuando veo el nuevo cd de New Eurovision, le hablo a Fredrick para mostrárselo. El me ve por un momento alzando su ceja y luego lo mete en su canasta junto con las barras de chocolate.
¡‘’Querida Thelma, este CD es el soundtrack de nuestro viaje a Scandinavia!’’
Nos tomamos otra taza de café y un Kanelbulle, un rol con canela, ¡mi especie favorita! ¡Amo el ‘’Kanelbulle’’!
Fredrick esparce las barras de chocolate en su mano y me ofrece una, como un mago con su baraja de cartas: ¿Cuál es el que elijes? Elegí un chocolate acaramelado muy similar al Lion. Cuando lo pruebo, el abre la cajuela del auto donde está el reproductor de cd’s. El pone dentro dos cd’s confesando que su estéreo puede contener hasta cinco cd’s.
Cuando empezamos a irnos, me pongo mis lentes de sol, haciéndome pasar por Thelma; enciendo el estéreo, me bajo los lentes de sol y digo:

¡’’Louise, está bien, vámonos!

Translated by Adriano Navarro