Primera noche en Manhattan

Times_Square_1-2Trato de ir al metro, pero me siento abrumado por la multitud y en el mar de gente puedo ver cosas extrañas. Veo a una anciana con el pelo rojo semidesnuda llevaba un tanga, cubiertas de pezón y un sombrero vaquero. Gracias a Dios, la guitarra está cubriendo los pechos planos y el vientre lleno de estrías. Ella es como un acosador, tocando música country y a veces mueve la guitarra para mostrar su cuerpo, ya decadente.

 

Caminando mano a mano dos hombres maduros fetichistas, con un jockstrap y con un piercing en los pezones. A pesar de lo fuerte que es la escena, sigue siendo muy dulce. Otro vagabundo asusta a las niñas pobres, mostrando lo que tiene en su hombro… ¡RATONES! Afortunadamente soy un hombre y detecto un sentido de misoginia en él – contento cuando las niñas se ven horrorizada y asustadas por esa visión. Si me hubiera ocurrido a mí, mi maleta por reflejo, le habría tirado ya sobre la cabeza de los pobres sin hogar y ¡sus amigos ya habían regresado a las alcantarillas!

Veo señales de gran publicidad en Times Square, que cambian cada 10 segundos y me pregunto ¿porquétopino la tecnología no ha llegado al metro también? No pregunte sobre esto. Ahora las escaleras eléctricas  Tomo el peso del equipaje y sentí las ventajas de ir al gimnasio a diario, ya que estoy tratando de averiguar la dirección de la estación Lower East Broadway. Estoy en la calle 30, por lo que tomo el metro. No sé cuántas a las cuantas paradas voy a tener que bajar, no tengo un mapa y en el interior del tren no hay rastro de las direcciones de la línea de metro. Hay anuncios sólo en español. Después de una docena de paradas veo la palabra de mi destino. Reviso mi reloj y observó con sorpresa que son las 10:00. Estoy exhausto porque me doy cuenta que con el jet lag, son las 4:00 a.m. y para mí, esto significa que no he dormido ¡durante casi 24 horas!

Los teléfonos públicos no funcionan, como en Italia, porque, obviamente, con la llegada de la telefonía móvil, no se utilizan. Así que entro en un takeaway chino y le pregunto a una chica si puedo hacer una llamada de su teléfono móvil. Ella me pasa suavemente su iphone rosa, estilo Hello Kitty. Llamo a Rafael y le digo mi posición, en referencia a todo lo que veo: los señalamientos, las tiendas, los restaurantes, las direcciones, pero es inútil porque él no tiene ni idea. He mencionado el restaurante chino de donde le estoy llamando pero no dijo nada, ¡mierda! Me habló de algo que él llama un local 69. Le digo que lo esperare a el allí.

 

Mientras esperaba allí, y después de varias miradas, noto a una dama a fuera por su cigarrillo. Ella me ve solo, así que me saca platica – me pregunta si estoy yendo o voy llegando. Yo le respondí, ella me sonríe, casi familiar, como una persona de Suecia y de hecho, ¡me parece que es precisamente de Suecia!

En realidad, si lo pienso, siempre hay una conexión sueca en este viaje: el local FIKA en Brick Lane y ahora la señora sueca que sale a fumar un cigarrillo y me da una bienvenida tan pronto como toco tierra E.U.A.. Puede ser que sea tan buen presagio como la moneda. Suecia ahora me da energía positiva y creo que gracias a este encuentro al azar, ¡este viaje será un éxito!

Desafortunadamente Ingrid me hace sentir cansado y sin embargo, obviamente, estoy emocionado de haber conocido a una mujer sueca, la historia de mi viaje a Escandinavia con mis pasos. Tan pronto como menciono la ciudad de Umeå, ella se acerca tanto, ¡que estuve a punto de tocar su cigarrillo con mi cara!

Ella me confeso que Umeå es su ciudad natal y que de repente siente nostalgia cuando hablo con ella. Ella me da un gran abrazo y me da las gracias por recordarle su patria; dame unos cinco. Le deseo buena suerte, esta vez viene de mi corazón, casi como si me hubiera conmovido y como si fuéramos viejos amigos. Ella me da un beso antes de volver a la habitación.

 

queensTan pronto como desaparece Ingrid, Rafael aparece. Sinceramente me imaginé que fuera diferente. Hispano, sin duda, pero tal vez un poco más joven. Sin embargo, es de unos cuarenta años, de origen mexicano, con el bigote clásico y el cabello clásico peinado con la línea en un lado. A medida que nos acercamos a la casa, me dice que esta noche vamos a dormir en Manhattan, ya que tiene las llaves del apartamento de un amigo, pero mañana vamos a ir a Queens.

 

No quiero ser un esnob, pero sinceramente, yo asocio Queens con la película de Eddie Murphy “El príncipe de Zamunda” y me imagino que personas sin hogar están en las calles, edificios abandonados y delincuentes degradados. Debo confesar que a pesar de que este barrio esta un poco “degradado”, pero por una noche, soy feliz. Mañana voy a ir en busca de un Couch Surfer aquí en Manhattan, o al menos, en Brooklyn. Leyendo la guía, me dice que de hecho Queens y Bronxs no son recomendables, ya que los lugares estan degradados y la única cosa buena de esta área, es que está cerca del aeropuerto.

 

Incluso antes de entrar, Rafael me pidió que esperara unos diez minutos a unos metros de distancia del edificio, ya que hay un guardia y no permite acceso a invitados. Así que el plan es que el mete primero las maletas y luego ya entramos juntos.

 

Diez minutos pasan y honestamente ¡pense seriamente en si voy a ver mis maletas otra vez! No sé por qué, pero tengo un sexto sentido, que no puedo confiarme tanto de Rafael. Mi confianza es derribada cuando cruzo la calle y Rafael me hace señas para cruzar la calle y subir. Me ofrece un vaso de agua y mientras yo descanso un momento en el sofá, veo un programa estadounidense donde el presentador es un italiano que habla con un chef italiano que vive en Nueva York, y explica cómo cocinar el bucatini all’ Amatriciana. Aunque estoy en Nueva York, ¡me siento tan cerca de Italia!

 

Tan pronto como el vaso de agua se terminó, me quede dormido en el sofá. Cuando me despierto por la mañana, hay una nota de Rafael, diciéndome que ya está en el trabajo. Me pide que sea cortes, que me vaya antes de que su compañero de habitación, porque él tiene las llaves y que tenga cuidado, porque una vez que su compañero de piso se va y toma las llave, voy a estar atrapado en la casa.

 

Me asomo a la otra habitación y veo a un tipo que duerme dichosamente. Afortunadamente no corro ese riesgo.

Translated by Adrian Navarro

4 Comments Add yours

  1. renal dialysis scrive:

    Congratulations on having one of the most sophisticated blogs Ive arrive across in some time! Its just incredible how very much you can take away from anything simply because of how visually beautiful it is. Youve put with each other a fantastic weblog space great graphics, videos, layout. This is absolutely a must-see weblog!

  2. Fabio Chiarini scrive:

    Grazie mille per i vostri incoraggiamenti, spero che vi piaceranno i prossimi post;) Un abbraccio

  3. elisa scrive:

    Info Molto utile. Spero di vedere presto altri post!

  4. Continuate cos, bravi!

Lascia un commento

Inserisci i tuoi dati qui sotto o clicca su un'icona per effettuare l'accesso:

Logo WordPress.com

Stai commentando usando il tuo account WordPress.com. Chiudi sessione / Modifica )

Foto Twitter

Stai commentando usando il tuo account Twitter. Chiudi sessione / Modifica )

Foto di Facebook

Stai commentando usando il tuo account Facebook. Chiudi sessione / Modifica )

Google+ photo

Stai commentando usando il tuo account Google+. Chiudi sessione / Modifica )

Connessione a %s...